Un Ex Cartero Recibe Buena Noticia en Relación del Deneficio por Incapacidad

Obtener el Seguro por Incapacidad del Seguro Social (SSDI) puede consumir mucho tiempo y ser una experiencia estresante. Dos de cada tres solicitantes son rechazados inicialmente. En Cualquiera clima, ángel Díaz Olea entregó el correo por diecisiete años a pesar de experimentar mucho dolor en todo su cuerpo de la fibromialgia, una cirugía del manguito rotatorio, y la narcolepsia. En total, los varios problemas de salud le dejó incapacitado a realizar sus rutas nombradas. Lee cómo Allsup ayudó al Sr. Olea seguir cumpliendo sus obligaciones financieras.

*Esta es una historia real según fue contada a Allsup.

Allsup le ayuda a hombre de California encontrar paz de mente.

La Fibromyalgia Causa Dolor Crónico a Cartero
Por Concepción Vigil

Norwalk, California-Durante su carrera de 17 años de cartero, ángel Díaz Olea pasaba sus días entrando y saliendo de un camión, muchas veces corriendo con una bolsa de correo en su hombro.

Le gustaba su trabajo. Fue siempre un buen salario y el sabía que en tiempo quería retirarse

del Servicio Postal.

Al principio de su carrera, el Sr. Olea pasaba la mitad de su jornada de trabajo en la oficina, clasificando el correo y la otra mitad del día en una ruta, entregando correo. Pero en tiempo, la tecnología hizo clasificar el correo más automatizado, y el Sr. Olea se encontró en la ruta con más frecuencia, muchas veces pasando más de seis horas en diferentes rutas.

Hace unos 10 años que empezó el dolor.

"Empecé a sentir dolores de pies y de mis hombros", dijo el Sr. Olea. "Seguí trabajando,

pero se me hacía difícíl levantarme de la cama. Lo más que hacia, peor que me sentía. "

Cuando los dolores en su cuerpo se hicieron mas grave, el Sr. Olea se retiró de amigos, familiares y eventos sociales.

"Dejé de hacer cosas. No quería hacer planes para salir," dijo. "Si yo estaba bien hoy, yo no sabía mañana como iba despertar".

Sin embargo, el Sr. Olea continuó la entrega de correo. "Mi trabajo era muy repetitivo - dentro y fuera de el camino, saltar, correr, y los mismos movimientos de mis manos," dijo.

En casa, el Sr. Olea comenzó a perder fuerza en sus manos y dedos. Síntomas similar a la arthritis lo hicieron ver a un medico para los huesos, que fue incapaz de dar un diagnóstico. Su médico familiar también inició las pruebas.

"Después de las resonancias magnéticas y rayos X, no pudieron encontrar nada", dijo el Sr. Olea.

Un reumatólogo finalmente lo diagnosticó con fibromialgia, un síndrome que causa una persona tener dolor crónico en todo su cuerpo, incluso en los músculos y tendones. De acuerdo con la Clínica Mayo, fibromialgia también está asociada con el sueño, la fatiga, la depresión y las problemas del estado de ánimo.

El dolor por donde quiera empujó el Sr. Olea a tomar pastillas de dolor.

"Muchas veces, yo no sabía de donde venía el dolor", dijo. Fue cada vez más y más dependiente de los medicamentos.

Entonces un día, cuando el Sr. Olea estaba conduciendo un camión de correos, la puerta corredera en su vehículo se abrió cuando aceleró.

"Para evitar golpear la puerta, puse mi brazo y me tiró mi brazo para trás", dijo el Sr. Olea.

El manguito rotor en el hombro había sido dañado tan severamente que necesitaba cirugía.

En 2010, el dolor de espalda estaba tan severa que el no podía estar de pie o sentado por mucho tiempo.

"De plano estaba mal", dijo el Sr. Olea. "No podía estar de pie por mucho tiempo y el dolor

empezó a afectar mi trabajo. Me empezaron a dar cartas de amonestación en el trabajo. No podía producir lo mismo que antes. "

él desarrolló la narcolepsia. El Sr. Olea luchaba para estarse despierto durante 15 horas en el día pero se quedaba dormido. Cuando entraba a su casa, se iba directamente a la cama.

La lesión en el hombro permitió que el Sr. Olea tomara incapacidad médica, pero sabía que no iba poder de volver a trabajar. El Sr. Olea aplicó por beneficios de Seguro de Incapacidad del Seguro Social (SSDI) y se lo negaron. Más de dos tercios de todos los solicitantes por primera vez se les niega.

El Sr. Olea investigó en el Internet para una compañía que le ayudara a solicitar los beneficios y se encontró Allsup, un proveedor nacional de discapacidad del Seguro Social, Medicare y Medicare Pagador Secundario servicios de cumplimiento para los particulares, los empleadores y compañías de seguros.

Fundada en 1984, Allsup emplea a más de 800 profesionales que especializan en dar servicios de apoyo a las personas con discapacidad y adultos mayores para que puedan llevar una vida con seguridad económica y lo más saludable posible. La compañía con sede en Belleville, Illinois, cerca de St. Louis.

El Sr. Olea llamó Allsup en diciembre de 2010 y un representante tomó su información y

un archivo completo para documentar su estado de salud.

"Me sorprendí que en tres o cuatro meses, se obtuvo resultados positivos", dijo. Lo aprobaron por beneficios en marzo de 2011.

Hoy, el Sr. Olea sigue viendo a un psiquiatra para la depresión, pero él ya no es adicto al medicamento para dolor.

Se siente en paz, que sus beneficios están seguros.

"Yo sabía que si seguía trabajando, me iba poner peor. Tengo 46 años y estoy seguro que

no iba durar hasta los 60 para retirarme. Tenía que poner mi salud en primer lugar. "

Él dijo que iba a decirles a los demás que llamaran a Allsup si se encuentran en una situación similar.

"Yo les recomiendo Allsup 100 por ciento", dijo el Sr. Olea. "Me quedé sorprendidó de la rapidez y la de manera eficiente que arreglaron mi caso. "